La adquisición de cualquier maquinaria de hostelería supone una elevada inversión para cualquier persona por tanto, al realizar dicha inversión, se desea que la maquinaria adquirida dure el mayor tiempo posible y lo haga en las mejores condiciones, sin que su rendimiento se vea afectado y sin tener que llamar al servicio técnico.

Por todo lo expuesto, es aconsejable seguir una serie de consejos para que la vida útil de nuestra maquinaria dure el mayor tiempo posible.

Adquirir tu maquinaria a un distribuidor oficial y de confianza.

Puede parecer una tontería pero, si vamos a realizar un desembolso económico elevado, es aconsejable acudir a una empresa de confianza, que ofrezca las mejores marcas y modelos del mercado.

La adquisición de la maquinaria por parte de distribuidores oficiales también te asegurará un mejor mantenimiento y la seguridad de que se emplearán piezas originales en las reparaciones que necesite tu equipo.

Seguir las instrucciones del fabricante.

El primer error de todo comprador es suponer que su nuevo equipo funcionará exactamente igual y de la misma forma que su antigua maquinaria; pero esto es que cada modelo y marca dispone de sus propias peculiaridades. Una lectura del manual de instrucciones del fabricante antes de empezar a utilizarlo y, posteriormente, seguir las indicaciones del mismo, nos permitirán alargar su vida.

Un error muy común, ocasionado por no realizar una lectura del manual de instrucciones, es no limpiar de manera correcta la herramienta o la utilización de un producto no indicado para tal fin.

Realizar una limpieza periódica.

En las cocinas se acumula una gran cantidad de grasa, la cual afecta de manera negativa la funcionalidad de la maquinaria de hostelería; por tanto, se deberá de realizar una limpieza periódica de cualquier herramienta, siguiendo siempre las indicaciones del fabricante.

Limpiar diariamente la herramienta y otra periódica más en profundidad optimizará la vida de la misma.

Cambiar los filtros.

Las campanas extractoras, la cafetera, las máquinas refrigeradoras, los lavavajillas… son ejemplos de maquinaria de hostelería que incorporan filtros. El cambio de filtro se realizará según las indicaciones del proveedor de la maquinaria, el cambio del mismo asegurará un mejor rendimiento además de prevenir averías futuras.

Si seguimos estos tres simples consejos conseguirás alargar el ciclo de vida de tu maquinaria, lograrás que funcione como el primer día y además ahorrarás dinero en reparaciones y visitas de los técnicos.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies